viernes, 24 de julio de 2009

LA PÓCIMA . cap . 29



Elizabeth, después de escuchar atentamente las palabras de esa voz, la dijo : - Está bien, ya he grabado en mi mente lo que me ha dicho. Pero, ¿qué significan? , porque todo el mundo me habla de un gran peligro para la humanidad. No lo entiendo -. Esa voz , la dijo : - Tranquila, Elizabeth. Todo a su debido tiempo. Ahora, apresúrate, tu amiga está en peligro -.
De pronto, aquella luna se abrió, y esa estatua se transformó en el gran libro deseado. Esa voz, la dijo : - Cuidado, Elizabeth. Ahora corréis un terrible peligro. Tus amigos y tú lleváis un gran tesoro con vosotros. Nos ha costado mucho engañar a los invasores para proteger ese libro. No te dejes engañar, ni influenciar por nadie. Sigue tu camino y no te pares -. Elizabeth, nuevamente escuchó cada palabra de esa voz , y la dijo : - Sí, de acuerdo, así lo haré. Gracias -. Cogió el libro y salió nuevamente por la puerta circular. Allí, antes de salir, del árbol sacó la pluma y la colocó encima del libro. La pluma empezó a dar vueltas y se abrió por la mitad y sacó dos alas. Una luz enorme salió de la pluma, se posó en el libro y la escribió ‘’ ¿qué quieres saber? Tienes que decirlo para que yo te ayude’’ .Elizabeth, la dijo : - Mi amiga está enferma, la picó un escorpión. Necesito el antídoto para que se cure -. Aquella pluma empezó a girar, y abrió el libro por una página en blanco. Se puso encima de esa página y empezó a salir cómo fabricar con hierbas una pócima para las picaduras de escorpiones. Elizabeth la dijo : - Gracias. Vamos, tengo que ir a buscar esas plantas -. Entonces, muy deprisa, salió del árbol. Empezó a llamar a sus amigos : - Eh, chicos. Ya estoy aquí -, a lo que gritaron todos a la vez: - ¡ Elizabeth, estás bien! Cuenta-
Daysy y Xiri empezaron a maullar y a ladrar sin parar, a lo que Elizabeth les regañó y les dijo : - Callad. No tenemos que llamar al enemigo. Me han dado serías instrucciones, así que tenemos que ser muy precavidos y sigilosos, ahora más que nunca. Lo primero, es buscar las plantas que pone aquí para curar a Anthea, que veo que está peor, porque no se mueve, así que a ello -, y miró hacia atrás, hacia esa figura que de mujer del árbol, para agradecerla el cuidado que tuvo con el libro, a lo que la figura, la contestó : - No hay de qué. Las plantas las tienes en la orilla del río. No perdáis tiempo -.
Mientras Elizabeth leía las plantas, Fransua iba buscándolas. Entre tanto, Daysy, Xiri e Ícaro, se quedaron al cuidado de Anthea.
Cuando obtuvieron todas . Continuará

Safe Creative #0909034361685

4 comentarios:

HADALUNA dijo...

Ainsssssssss me lo has vuelto a hace...me pongo a leer, y me faltaba algo en medio.....
y es que habías colgado dos capitulos seguidossssssssssss......

Jajaja...maja, menuda imaginación tienes que ya escribes los capitulos a pares.

Besitos con alas.(como las de la pluma)

DAPHNE dijo...

Nena es que anoche me has pillado inspirada jajajajaja.
Besazos .

alma máter dijo...

Me ha pasado como a Hada... jajajaja.... oye ¿y cuántos capítulos tiene??? que por una parte estoy deseando leer el final, pero por otra... escribes tan bien...

Un beso fuerte y buen finde!!

DAPHNE dijo...

Alma , es que estos niños quieren salir de aquí pronto y no saben como hacerlo antes jajajaja.
Besitos.